sábado, diciembre 25, 2010

LAS POSEIDAS DE STEPFORD de Ira Levin

Que fuerte!!! Yo dando por hecho que Ira Levin es una mujer, y resulta que es un hombre.  Viva mi inglés, mis ideas preconcebidas, etc etc etc que me preparan estas sorpresas en la vida.

Además, estoy super super super super enfadada. El libro ACABA MAL.  Bueno, a lo mejor para algunos el final es el mejor.  No quiero ser un robot, Dios mío, ni un producto de merchandaising  (o como quiera que se diga la palabra). 

Seguro que como era una copia bajada de internet, me han engañado.

Pero si en la película que vi yo, la versión del 2004, el marido quería a su mujer con sus defectos y todo... claro que ahora que lo pienso su mujer era Nicole Kidman. 

Buff vale, me rindo.  Si además resulta que Ira Levin es un hombre, el conocerá mejor que yo a la "mente" masculina, hablando globalmente.  ¿Realmente quieren convertir a sus mujeres en "robots"/"amas de casa" perfectas?

O mi libro está mal, o el argumento de Wikipedia está mal, en wikipedia pone: La protagonista es Joanna Eberhart, una exitosa y talentosa productora de una importante cadena de televisión de Nueva York.  En mi libro, Joanna, es una fotógrafa, que se está abriendo paso poco a poco.

El argumento es fácil, una familia, se traslada a un pueblo, donde todas las mujeres son "perfectas" para determinados cánones.  Van impecablemente vestidas y arregladas, su objetivo en la vida es el bienestar de su familia, el tener la casa en condiciones y arreglada para cuando vuelve del trabajo el "cabeza de familia"...  Ups, me pregunto en estos momentos, si alguna de mis antiguas compañeras han pasado por Stepford, porque han sufrido una transmutación parecida.
Ya había leido de Ira Levin "El Hijo de Rosmary".  A diferencia que esa novela, esta es mucho mas cortita.  En lee bastante rápido y es muy amena. 

Además, o al menos yo, estaba deseando que llegara el desenlace, en el que se ponen las cartas sobre el tapete.  Mi gozo en un pozo.  Imagino que así la novela es más impactante.  A mí desde luego, me ha puesto frenética.  Veía que llegaba el final, y que todo iba empeorando para nuestra protagonista Joanna.

En definitiva, nos hace reflexionar acerca del papel de las mujeres en la familia, su incorporación en las responsabilidades familiares y la toma de decisiones, y en el papel que tanto hombres como mujeres tomamos en ella.  Sí realmente deseamos que cambien los roles, o si en el fondo de nuestro ser, creemos que es mejor que siga todo como "antaño",  es decir "¿perfecto?".  

Creo que ya sólo el nombrarlas como "mujeres perfectas" es un insulto, para el resto de las mujeres.  Por suerte, ya no dependemos de la "bondad" y de "nuestro protector varón", ya sea padre, marido...  Si el ser ese tipo de "mujer perfecta" al menos te asegurara un futuro digno en la sociedad, pero me da a mí que no.  Que los cafres maltratadores  aunque tuvieran como esposa a una "mujer perfecta", que cumplía todos sus cánones, seguirían sino unos cafres maltratadores.

Lo que me ha dejado a mí muy mosca es que quizás muchos de esos hombres que bogan por la igualdad, y que parece que nos tratan de igual a igual, a lo mejor lo hacen porque no les queda más remedio, pero que si tuvieran la ocasión actuarían como Walter y el resto de los hombres de Stepford.  Me da escalofríos sólo pensarlo, y lo que creo que da algo de fuerza a este argumento, es que el libro haya sido escrito por un hombre...

En definitiva, desde luego es una novela de auténtico MIEDO.   Menos mal, y confiemos en que sea "sólo eso", una novela, y que realmente si se está consiguiendo la igualdad en muchos ámbitos es porque hay hombres que creen firmemente en la igualdad entre personas.

Título: Las Poseidas de Stepford/Las mujeres perfectas
Autor:  Ira Levin
Traducción: desconocida
Editorial desconocida

4 comentarios:

Luciana dijo...

No leí el libro, pero por lo que decís, Hollywood se encargó de darle el final feliz.
Saludos!

Robin dijo...

Sí, y además, me he quedado sin saber si "las mujeres perfectas" son zombies, o les han hecho un lavado de cerebro, o les han puesto un microchip en el cerebro... O son directamente robots, y entonces, que pasa con las mujeres "de verdad", ¿las matan?
Un saludo y gracias por el comentario

Cho dijo...

SPOILER: Sip. Las matan las robots que van a ocupar su puesto. Acercándose a ella con una cuerda en las manos y una educada y robótica sonrisa en la cara. Aterrador!

Cho dijo...

SPOILER: Sip. Las matan las robots que van a ocupar su puesto. Acercándose a ella con una cuerda en las manos y una educada y robótica sonrisa en la cara. Aterrador!